LLamados, elegidos y consagrados

Más de 1,700 miembros laicos adventistas del séptimo día se reunieron en la ciudad de Houston, Texas, en los Estados Unidos, para celebrar la Convención ASI (Servicios e Industrias de Miembros Laicos Adventistas) del presente 2017. Este evento anual de dicha organización, que cumple 70 años este año, se lleva a cabo en el Centro de Convenciones George R. Brown, en el centro de la ciudad de Houston. Ha reunido a muchos de sus históricos simpatizantes ahora en sus años dorados, así como a una pujante generación de menos de 35 años, de consagrados aspirantes a empresarios adventistas, y a muchos más entre estos dos grupos de edades.

Procedentes mayormente de los Estados Unidos, pero también de lugares tan lejanos como Sudáfrica, Mongolia y Australia, estos miembros de iglesia, quienes trabajan en diferentes ministerios y negocios, han venido para compartir su experiencia y pericia, promover sus productos, proyectos y ministerios, y para establecer intercambios con otros profesionales en su ramo de negocios.

ASI-Houston-2017

En la reunión de apertura, varios de los presentadores de seminarios describieron en unas cuantas palabras lo que tenían planificado exponer e invitaron a los presentes a asistir a los tales [Imagen por Marcos Paseggi, Adventist Review]

Pero, independientemente de su edad, de su país de procedencia o de su ocupación, todos ellos tenían un objetivo común —el de utilizar sus negocios y ministerios para dar a conocer las buenas nuevas acerca de Jesús con sus clientes y sus compañeros de profesión.

“Independientemente de lo que hagamos, nuestro blanco es uno solo —dar a conocer a Cristo en nuestro lugar de trabajo”, dijo el presidente de ASI, Steve Dickman, en un desayuno especial para quienes asistían por primera vez, llevado a cabo el 3 de agosto. “Esa es la razón de nuestra existencia”.

El presidente Dickman tiene la convicción de que la convención anual ASI es una ocasión relevante para descubrir el llamado de Dios y para encontrar formas de responder a ese llamado.

“Este es un poderoso lugar para conectarse y descubrir en dónde la persona puede ayudar”, dijo el presidente Dickman. “Y también para que la persona pueda encontrar qué es lo que puede hacer que no se ha hecho todavía”.

Asistentes por vez primera

Entre aquellos que asistían por primera vez y que podían distinguirse a través de una etiqueta especial añadida a su carné de identificación, se encontraban empresarios jóvenes y también benefactores más experimentados, lo cual ha demostrado ser un factor muy provechoso para todos.

“Vine para saber más acerca de oportunidades y viajes misioneros”, dijo Cindy Brawand, una higienista dental de mediana edad procedente de Portland Oregón, quien asistía por primera vez, la cual regresó a proseguir estudios en la universidad y es ahora una enfermera registrada. “Ahora que ya tengo mi título, estoy lista para ir a donde quiera que el Señor me dirija”.

Eben de Jager, un evangelizador y empresario de Sudáfrica, quien estaba sentado a la misma mesa que la enfermera Brawand, dijo que este evento es esencial para fortalecer el negocio de su equipo dedicado al entrenamiento en evangelización y transmisión gratuita por televisión. “Nuestro objetivo es explorar posibilidades de colaboración y financiación”, dijo, “al continuar la promoción de nuestros programas, los cuales pueden ser vistos en la mayor parte de África, Europa y el Oriente Medio”.

Continúe leyendo AQUÍ

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 

logo-iasd-bn.png

Carrera 84 No. 33AA - 169, La Castellana

Medellín, Colombia

Tel: (4) 444 30 56

A %d blogueros les gusta esto: